jueves, 19 de enero de 2012

Apatía Espiritual

Luego de haber pasado varias semanas en la que me sentía muy lejana a Dios, regreso con  nuevos ánimos.

Supongo que esto forma parte de la Travesía Espiritual, momentos de una gran euforia, de sentirte una hija de Dios amada con locura, para caer luego en ... cómo describirlo, tal vez falta de amor. Sentir que se acabó el amor a Dios, pero tu insistes en que no puede ser, y tratas de buscarlo por todos lados, y comienza la tristeza a invadir tu alma.

 Quieres sentir, pero no sientes. Me aferro a la oración y trato de continuar, de seguir adelante, queriendo amar sin poder hacerlo. De pronto poco a poco el corazón ansioso salta y allí estas Señor, presente para adorarte.

Regresas a tu trono y yo esclava a tu servicio siento ansias enorme de adorarte, de buscar un espacio y acompañarte y pasar rato a tu lado.

Cuanta necesidad de un director espiritual, ¿habrá que solicitarlo públicamente? "Busco director espiritual con posibilidades de cambio de diócesis o viaje a Roma" ¿por qué colocaría esto? pues resulta que todos los directores espirituales que he tenido, al poco tiempo o los trasladan  fuera de la diócesis o los envían a Roma a estudiar, ¿qué les parece?

Le escribía a mi último director espiritual: "Padre, me ha dejado como Moisés sin cayado". Así ando los últimos meses, veremos que me presenta Dios Padre para continuar.

En el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. Amén

1 comentario:

Angelo dijo...

Que mal se pasa cuando se va el que te guía bien. Pero al final uno se da cuenta de que El que guía de verdad
siempre está a tu lado.
Un abrazo

La Dignidad del hombre: principio básico de la enseñanza de la Iglesia

©@laregionweb Nuevamente las noticias en Venezuela nos llevan a levantar nuestra protesta ante la violación de los derechos humanos....